jueves, 18 de septiembre de 2014

¿Qué falla en el actual sistema educativo español?




  • Los informes internacionales apuntan a altas tasas de fracaso escolar, de jóvenes que ni estudian ni trabajan y a diferencias de rendimiento entre autonomías

  • Los colectivos de padres y profesores están de acuerdo en que debe haber una reforma, pero pactada y sin recortes en la financiación, en personal docente, etc. 

  • El ministro de Educación, José Ignacio Wert, lleva al Consejo de Ministros un primer texto del anteproyecto de ley de la reforma educativa.

El sistema educativo español es "mediocre"; nuestro país se encuentra en un nivel de rendimiento educativo "inferior al que le corresponde" dadas sus condicionantes sociodemográficas. La primera es una afirmación de esta misma semana del ministro del ramo, José Ignacio Wert; la segunda pertenece al informe Educación en España, motivos para la esperanza publicado en enero de 2012 por la consultora McKinsey & Company. Mientras la Unión Europea alerta de la creciente brecha educativa entre el norte y el sur de Europa, la OCDE pone el foco en los recortes y en jóvenes que ni estudian ni trabajan -el 23,7% entre los 15 y los 29 años- y el último informe PISA sentencia que el rendimiento de los escolares españoles se mantiene por debajo de la media de la OCDE, el Gobierno de Mariano Rajoy cocina la séptima reforma educativa de la democracia.

Ver más en: http://www.20minutos.es/noticia/1594668/0/sistema-educativo/reforma/fallos/#xtor=AD-15&xts=467263
 
El sistema educativo español es "mediocre"; nuestro país se encuentra en un nivel de rendimiento educativo "inferior al que le corresponde" dadas sus condicionantes sociodemográficas. La primera es una afirmación de esta misma semana del ministro del ramo, José Ignacio Wert; la segunda pertenece al informe Educación en España, motivos para la esperanza publicado en enero de 2012 por la consultora McKinsey & Company. 



Mientras la Unión Europea alerta de la creciente brecha educativa entre el norte y el sur de Europa, la OCDE pone el foco en los recortes y en jóvenes que ni estudian ni trabajan -el 23,7% entre los 15 y los 29 años- y el último informe PISA sentencia que el rendimiento de los escolares españoles se mantiene por debajo de la media de la OCDE, el Gobierno de Mariano Rajoy cocina la séptima reforma educativa de la democracia.

De momento, el Consejo de Ministros ha tratado este viernes un primer texto articulado de la futura ley orgánica para la mejora de la calidad educativa. Ahora "habrá dos o tres meses de conversaciones" con los agentes educativos, las comunidades autónomas y el Consejo Escolar del Estado, según han explicado fuentes del Ministerio a 20minutos.es, antes de que podamos atisbar un proyecto de ley hecho y derecho. 

Prácticamente todos los colectivos involucrados coinciden en que es necesaria una reforma, pero se han encargado de señalar -también en la calle- problemas urgentes como los recortes, que implican una mengua del cuerpo docente, el aumento de la ratio de alumnos, de las horas lectivas, la subida del IVA, la falta de formación, etc. La Administración, por su parte, se centra en el fin: los resultados son malos, y eso debe cambiar. 

El pasado 22 de mayo se produjo la primera huelga estatal en la educación en diez años; el consenso deseado por todos, por lo tanto, está lejos de alcanzarse en un aspecto clave para el futuro de las nuevas generaciones de españoles. Analizamos con la ayuda de representantes del sector las carencias y los fallos de nuestro sistema educativo en la educación básica no universitaria.

Planes educativos: cambios constantes La que prepara el Gobierno será la octava modificación en 42 años de los planes educativos españoles. La normativa vigente es la Ley Orgánica de la Educación (LOE), que entró en vigor en mayo de 2006, derogó la LOGSE, la LOPEG y la LOCE (que no llegó a aplicarse) y convive con la LODE de 1985; supuso un gasto adicional de 7.033 millones de euros. Los cambios constantes, por tanto, son la tónica habitual de nuestro sistema.

La LOE incluyó la asignatura de Educación para la Ciudadanía -que será eliminada ahora por la nueva ley- y permite pasar de curso al superar todas las materias o con dos suspensos como máximo. Además, dicta que las enseñanzas comunes para todas las comunidades -las que regula el Gobierno- deben estar entre el 55% y el 65% dependiendo de si hay una lengua cooficial o no.

En el anteproyecto de ley del Gobierno de Rajoy se pretende reforzar los porcentajes de esas asignaturas básicas -lengua, matemáticas, ciencias-, reducir optativas y vías formativas e implantar evaluaciones unificadas nacionales al final de cada etapa no universitaria. Esas pruebas serán obligatorias para poder obtener el título de graduado en secundaria obligatoria (ESO) y de bachiller. Los ciclos entre 0 y 6 años "tienen un marcado carácter educativo", según CEAPA

Jesús María Sánchez, presidente de CEAPA, opina que habría que actuar antes. "El fracaso escolar cristaliza en secundaria, pero se está fraguando antes, en primaria y en infantil", explica. Cree que es en estas etapas cuando "se deben de asentar las bases para un futuro éxito escolar", yendo más allá de "la plastilina". Los ciclos entre 0 y 6 años "tienen un marcado carácter educativo", añade.

Asimismo, cree que que la reforma "tiene un gran calado ideológico" y que ofrece "poca estabilidad a un sistema bastante tocado". Por ejemplo, en el tema de las evaluaciones. "Se pone en una situación difícil al profesorado", dice, argumentando que una prueba externa puede cuestionar la labor de los docentes y dejarles "en mal lugar", sobre todo si un alumno con un buen rendimiento se queda sin título por hacer mal el exámen.

Por su parte, Nicolás Fernández, presidente del sindicato de enseñanza ANPE, explica que el modelo educativo aprobado en la LOGSE, con los cambios establecidos en la LOE, "es el modelo de la educación comprensiva", y que existe una necesidad patente de cambiar "hacia parámetros de calidad, del valor del aprendizaje, el esfuerzo, la búsqueda de la excelencia", etc.

En las cuestiones básicas, asegura, "podemos estar de acuerdo (con el Ministerio)", pero la coyuntura actual es preocupante. "Lo primero que sería necesario es un acuerdo de mínimos", dice, augurando que "cuando haya otro cambio de Gobierno volveremos a desandar lo andado".

ANPE apuesta por la "recuperación temprana" con programas de refuerzo, "y eso no se hace eliminando profesores"¿Qué tiene que pasar en el sistema educativo? Que haya "cambios profundos, desde la primaria al bachillerato: la flexibilización de la enseñanza secundaria, la apuesta por la evaluación, la recuperación del tronco de las humanidades, la potenciación de la enseñanza en inglés, etc.", explica. Y apuesta sobre todo por la "recuperación temprana" con programas de refuerzo, "y eso no se hace eliminando profesores".

Desde el Ministerio ponen el foco en los resultados. "La tasa de abandono escolar en España es del 26,5%, el doble que la media europea", explican fuentes del departamento de Wert, añadiendo que "se pasa de curso sin tener los conocimientos básicos adquiridos". "Hay que empezar desde el principio", dicen, apuntando que aunque el gasto público en educación casi se duplicó entre 2000 y 2011 "los resultados no se están viendo".

Más datos: "El 24% de los jóvenes ni estudian ni trabajan, los titulados en educación secundaria entre los 25-34 años son el 65%, frente al 82% de la OCDE, y la población entre 20 y 24 años que completa la enseñanza secundaria superior crece en toda Europa menos en España", por no hablar del paro juvenil, que supera ya el 50%. "La reforma educativa viene marcada por todo eso", explican, "hay una acumulación de problemas".

Por último, el informe de McKinsey & Company concluye que habría que actuar en tres grandes áreas: "transparencia en las métricas de rendimiento educativo, profesionalización de la docencia y autonomía del centro".


Fuente: 20minutos.es


Planes educativos: cambios constantes La que prepara el Gobierno será la octava modificación en 42 años de los planes educativos españoles. La normativa vigente es la Ley Orgánica de la Educación (LOE), que entró en vigor en mayo de 2006, derogó la LOGSE, la LOPEG y la LOCE (que no llegó a aplicarse) y convive con la LODE de 1985; supuso un gasto adicional de 7.033 millones de euros. Los cambios constantes, por tanto, son la tónica habitual de nuestro sistema. La LOE incluyó la asignatura de Educación para la Ciudadanía -que será eliminada ahora por la nueva ley- y permite pasar de curso al superar todas las materias o con dos suspensos como máximo. Además, dicta que las enseñanzas comunes para todas las comunidades -las que regula el Gobierno- deben estar entre el 55% y el 65% dependiendo de si hay una lengua cooficial o no. En el anteproyecto de ley del Gobierno de Rajoy se pretende reforzar los porcentajes de esas asignaturas básicas -lengua, matemáticas, ciencias-, reducir optativas y vías formativas e implantar evaluaciones unificadas nacionales al final de cada etapa no universitaria. Esas pruebas serán obligatorias para poder obtener el título de graduado en secundaria obligatoria (ESO) y de bachiller. Los ciclos entre 0 y 6 años "tienen un marcado carácter educativo", según CEAPAJesús María Sánchez, presidente de CEAPA, opina que habría que actuar antes. "El fracaso escolar cristaliza en secundaria, pero se está fraguando antes, en primaria y en infantil", explica. Cree que es en estas etapas cuando "se deben de asentar las bases para un futuro éxito escolar", yendo más allá de "la plastilina". Los ciclos entre 0 y 6 años "tienen un marcado carácter educativo", añade. Asimismo, cree que que la reforma "tiene un gran calado ideológico" y que ofrece "poca estabilidad a un sistema bastante tocado". Por ejemplo, en el tema de las evaluaciones. "Se pone en una situación difícil al profesorado", dice, argumentando que una prueba externa puede cuestionar la labor de los docentes y dejarles "en mal lugar", sobre todo si un alumno con un buen rendimiento se queda sin título por hacer mal el exámen. Por su parte, Nicolás Fernández, presidente del sindicato de enseñanza ANPE, explica que el modelo educativo aprobado en la LOGSE, con los cambios establecidos en la LOE, "es el modelo de la educación comprensiva", y que existe una necesidad patente de cambiar "hacia parámetros de calidad, del valor del aprendizaje, el esfuerzo, la búsqueda de la excelencia", etc. En las cuestiones básicas, asegura, "podemos estar de acuerdo (con el Ministerio)", pero la coyuntura actual es preocupante. "Lo primero que sería necesario es un acuerdo de mínimos", dice, augurando que "cuando haya otro cambio de Gobierno volveremos a desandar lo andado". ANPE apuesta por la "recuperación temprana" con programas de refuerzo, "y eso no se hace eliminando profesores"¿Qué tiene que pasar en el sistema educativo? Que haya "cambios profundos, desde la primaria al bachillerato: la flexibilización de la enseñanza secundaria, la apuesta por la evaluación, la recuperación del tronco de las humanidades, la potenciación de la enseñanza en inglés, etc.", explica. Y apuesta sobre todo por la "recuperación temprana" con programas de refuerzo, "y eso no se hace eliminando profesores". Desde el Ministerio ponen el foco en los resultados. "La tasa de abandono escolar en España es del 26,5%, el doble que la media europea", explican fuentes del departamento de Wert, añadiendo que "se pasa de curso sin tener los conocimientos básicos adquiridos". "Hay que empezar desde el principio", dicen, apuntando que aunque el gasto público en educación casi se duplicó entre 2000 y 2011 "los resultados no se están viendo". Más datos: "El 24% de los jóvenes ni estudian ni trabajan, los titulados en educación secundaria entre los 25-34 años son el 65%, frente al 82% de la OCDE, y la población entre 20 y 24 años que completa la enseñanza secundaria superior crece en toda Europa menos en España", por no hablar del paro juvenil, que supera ya el 50%. "La reforma educativa viene marcada por todo eso", explican, "hay una acumulación de problemas". Por último, el informe de McKinsey & Company concluye que habría que actuar en tres grandes áreas: "transparencia en las métricas de rendimiento educativo, profesionalización de la docencia y autonomía del centro".

Ver más en: http://www.20minutos.es/noticia/1594668/0/sistema-educativo/reforma/fallos/#xtor=AD-15&xts=467263


El sistema educativo español es "mediocre"; nuestro país se encuentra en un nivel de rendimiento educativo "inferior al que le corresponde" dadas sus condicionantes sociodemográficas. La primera es una afirmación de esta misma semana del ministro del ramo, José Ignacio Wert; la segunda pertenece al informe Educación en España, motivos para la esperanza publicado en enero de 2012 por la consultora McKinsey & Company.

Ver más en: http://www.20minutos.es/noticia/1594668/0/sistema-educativo/reforma/fallos/#xtor=AD-15&xts=467263
El sistema educativo español es "mediocre"; nuestro país se encuentra en un nivel de rendimiento educativo "inferior al que le corresponde" dadas sus condicionantes sociodemográficas. La primera es una afirmación de esta misma semana del ministro del ramo, José Ignacio Wert; la segunda pertenece al informe Educación en España, motivos para la esperanza publicado en enero de 2012 por la consultora McKinsey & Company. Mientras la Unión Europea alerta de la creciente brecha educativa entre el norte y el sur de Europa, la OCDE pone el foco en los recortes y en jóvenes que ni estudian ni trabajan -el 23,7% entre los 15 y los 29 años- y el último informe PISA sentencia que el rendimiento de los escolares españoles se mantiene por debajo de la media de la OCDE, el Gobierno de Mariano Rajoy cocina la séptima reforma educativa de la democracia.

Ver más en: http://www.20minutos.es/noticia/1594668/0/sistema-educativo/reforma/fallos/#xtor=AD-15&xts=467263