viernes, 17 de octubre de 2014

Los funcionarios tendrán que hacer 120 horas de formación y un proyecto final para poder dirigir un colegio

El Consejo de Ministros ha dado luz verde este viernes al Real Decreto del Ministerio de Educación que establece las condiciones que deberán cumplir los cursos de capacitación por los que deberá pasar el personal funcionario docente para poder dirigir un centro educativo sostenido con fondos públicos: serán de un mínimo de 120 horas lectivas y conllevarán un proyecto final.


 
El decreto desarrolla así una de las previsiones de la recién estrenada Ley Orgánica de Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE), que busca promover la autonomía de los colegios, entre otras maneras, "potenciando la función del director", a través de un sistema de certificación previa de competencias, como ha recordado la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, en rueda de prensa.
   Aunque Educación no ha difundido el contenido de este Real Decreto, que se publicará próximamente en el Boletín Oficial del Estado, sí ha informado de algunos de sus contenidos, organizados en torno a una regulación básica y tres anexos que establecen las competencias genéricas y específicas que deben adquirirse y los módulos troncales que será obligatorio cursar.

   Los programas de formación, abiertos a todo el personal funcionario, tendrán una duración mínima de 120 horas y de 60 si son de actualización de competencias directivas, serán de estructura modular e incluirán en ambos casos todos los módulos troncales, aunque las comunidades autónomas podrán añadir sus propios módulos específicos. Se podrán cursar a distancia.

   Las personas que acrediten un Máster o un Título de Postgrado estarán exentas de la realización de los cursos, pero en todo caso deberán realizar el proyecto de dirección, que siempre será obligatorio, según ha establecido el Ministerio de Educación. Las certificaciones que obtengan a cambio tendrán validez en todo el territorio nacional.